Búsqueda por departamentos


Amazonas Antioquia Arauca Atlántico
Bolivar Boyacá Caldas Caquetá
Casanare Cauca Cesar Chocó
Córdoba Cundinamarca Huila La Guajira
Magdalena Meta Nariño Norte de Santander
Quindío Risaralda

San Andrés, Providencia y Santa Catalina

Santander
Sucre Tolima Valle del Cauca Nuevos departamentos 


Las opiniones expresadas en los artículos publicados son de responsabilidad exclusiva de sus autores y no comprometen en forma alguna al Banco de la República ni a su Junta Directiva.

  • Español
  • English
Autor o Editor: 
  • Banco de la República, DANE

Cundinamarca y Bogotá D.C., 2013

En 2012 el PIB de Bogotá D.C. creció 3,7% con una participación del 24,7% en la economía nacional, destacándose la actividad de intermediación financiera con un 9,0%. De igual forma, Cundinamarca creció en el mismo año 4,3%. Se destacó la variación de la industria de alimentos, bebidas y tabaco que fue de 6,2%.

 

Por otra parte, el IPC de Bogotá D.C. se ubicó en 2,4% en 2013. Los grupos con menor variación fueron: transporte 0,6%, y otros gastos 0,7%. Los grupos con mayor variación fueron: educación 5,0%, seguido de salud y comunicaciones 4,7%.

 

En cuanto al desempleo, en Bogotá D.C. fue de 9,0% en 2013, es decir, 0,5 pp menos que el año anterior. En el caso del subempleo, el subjetivo fue de 34,2% y el objetivo 13,5%. En Cundinamarca el desempleo fue de 8,3%: 1,1 pp menos que el registro anterior. El subempleo del departamento se ubicó en 34,5%.
 

Frente a las exportaciones no tradicionales de Bogotá D.C., estas decrecieron 1,7% y participaron 17,4% del total nacional. Las de Cundinamarca decrecieron 0,5% y participaron 7,9% en el total. Las importaciones de la ciudad, por su parte, crecieron 6,7%. Las importaciones del sector industrial también crecieron 7,3%, y fueron el 97,7% del total importado. Las importaciones de Cundinamarca decrecieron 6,5%; entre ellas se destaca las del sector industrial con una disminución del 7,0% y una participación del 96,5%.

 

La cartera del sistema financiero de Cundinamarca arrojó un saldo de $4,8 billones al finalizar 2013, debido al crecimiento anual de 24,0%. Lo anterior, como resultado del avance de las colocaciones para vivienda, los créditos comerciales y préstamos de consumo. Entre tanto, el saldo de las captaciones ascendió a $4,1 billones, por efecto del aumento de los depósitos en las cuentas de ahorro y corrientes.

 

El saldo de la deuda pública del gobierno central departamental de Cundinamarca se ubicó en $434.095 millones; así, fue inferior en 2,1% al valor registrado en 2012, como consecuencia del aumento de las amortizaciones.

 

Además, las licencias de construcción crecieron en Bogotá D.C. 5,2% en número y 32,0% en área. En Cundinamarca crecieron 12,2% en número y 27,9% en área. El valor de la financiación de vivienda nueva creció 30,9% en Bogotá y 20,7% en Cundinamarca. El índice de costos de la construcción de vivienda - ICCV de Bogotá D.C. creció 3,2%, siendo mano de obra el grupo de mayor incremento 6,0%.

 

Por último, el transporte aéreo de pasajeros de 2013 en Bogotá D.C. creció alrededor de 14,5%. El internacional lo hizo en 17,0%. 
 

En 2012 el PIB de Bogotá D.C. creció 3,7% con una participación del 24,7% en la economía nacional, destacándose la actividad de intermediación financiera con un 9,0%. De igual forma, Cundinamarca creció en el mismo año 4,3%. Se destacó la variación de la industria de alimentos, bebidas y tabaco que fue de 6,2%.
 
Por otra parte, el IPC de Bogotá D.C. se ubicó en 2,4% en 2013. Los grupos con menor variación fueron: transporte 0,6%, y otros gastos 0,7%. Los grupos con mayor variación fueron: educación 5,0%, seguido de salud y comunicaciones 4,7%.
 
En cuanto al desempleo, en Bogotá D.C. fue de 9,0% en 2013, es decir, 0,5 pp menos que el año anterior. En el caso del subempleo, el subjetivo fue de 34,2% y el objetivo 13,5%. En Cundinamarca el desempleo fue de 8,3%: 1,1 pp menos que el registro anterior. El subempleo del departamento se ubicó en 34,5%.

Frente a las exportaciones no tradicionales de Bogotá D.C., estas decrecieron 1,7% y participaron 17,4% del total nacional. Las de Cundinamarca decrecieron 0,5% y participaron 7,9% en el total. Las importaciones de la ciudad, por su parte, crecieron 6,7%. Las importaciones del sector industrial también crecieron 7,3%, y fueron el 97,7% del total importado. Las importaciones de Cundinamarca decrecieron 6,5%; entre ellas se destaca las del sector industrial con una disminución del 7,0% y una participación del 96,5%.
 
La cartera del sistema financiero de Cundinamarca arrojó un saldo de $4,8 billones al finalizar 2013, debido al crecimiento anual de 24,0%. Lo anterior, como resultado del avance de las colocaciones para vivienda, los créditos comerciales y préstamos de consumo. Entre tanto, el saldo de las captaciones ascendió a $4,1 billones, por efecto del aumento de los depósitos en las cuentas de ahorro y corrientes.
 
El saldo de la deuda pública del gobierno central departamental de Cundinamarca se ubicó en $434.095 millones; así, fue inferior en 2,1% al valor registrado en 2012, como consecuencia del aumento de las amortizaciones.
 
Además, las licencias de construcción crecieron en Bogotá D.C. 5,2% en número y 32,0% en área. En Cundinamarca crecieron 12,2% en número y 27,9% en área. El valor de la financiación de vivienda nueva creció 30,9% en Bogotá y 20,7% en Cundinamarca. El índice de costos de la construcción de vivienda - ICCV de Bogotá D.C. creció 3,2%, siendo mano de obra el grupo de mayor incremento 6,0%.
 
Por último, el transporte aéreo de pasajeros de 2013 en Bogotá D.C. creció alrededor de 14,5%. El internacional lo hizo en 17,0%.