Búsqueda por departamentos


Amazonas Antioquia Arauca Atlántico
Bolivar Boyacá Caldas Caquetá
Casanare Cauca Cesar Chocó
Córdoba Cundinamarca Huila La Guajira
Magdalena Meta Nariño Norte de Santander
Quindío Risaralda

San Andrés, Providencia y Santa Catalina

Santander
Sucre Tolima Valle del Cauca Nuevos departamentos 


Las opiniones expresadas en los artículos publicados son de responsabilidad exclusiva de sus autores y no comprometen en forma alguna al Banco de la República ni a su Junta Directiva.

Autor o Editor: 
Julio Escobar, Deisy P. Lucero, Arley Barandica, Bernardo R. Pazos, Nazly González

Nariño, II semestre de 2008

Diciembre
2008

El Comité Directivo Nacional del ICER y la Coordinación Regional suroccidental presentan el Informe de Coyuntura Económica Regional de Nariño, donde se señala la evolución de las principales variables macroeconómicas del departamento en el 2008. 

 

El presente informe consta de cuatro capítulos: el primero, analiza el entorno macroeconómico nacional. El segundo, presenta la situación económica departamental, incluyendo estadísticas sobre las principales variables económicas del departamento. El tercero, presenta el escenario de la investigación regional con el trabajo “Indicadores Demográficos, del Mercado Laboral y el Sector Empresarial de Pasto”. El cuarto y último capítulo, presenta los resultados de la encuesta sobre ambiente y desempeño institucional departamental 2007-2008. 

 

Los aspectos más importantes ocurridos en la economía de Nariño durante 2008 fueron: i) Pese a la disminución en la tasa de desocupación en los últimos años, la ciudad de Pasto sigue presentando una tasa por encima de la tendencia marcada por el promedio de las trece ciudades del país desde comienzos de la década; ii) En cuanto al movimiento de sociedades en Pasto, la dinámica durante el año fue alentadora, al incrementarse la inversión neta, principalmente en el sector transporte y telecomunicaciones; iii) En medio de la revaluación y desaceleración de la economía mundial, las exportaciones totales del departamento disminuyeron, especialmente en las ventas externas no tradicionales. Por su parte, las importaciones presentaron una leve caída afectada por las compras realizadas a Ecuador, principal abastecedor de la región; iv) Respecto al sector financiero, pese a la moderación del consumo y al menor endeudamiento de los hogares, la cartera neta en el departamento siguió creciendo, aunque en menor medida que en periodos anteriores demostrando la efectividad de las medidas efectuadas por el Banco Central; v) Finalmente, fueron significativos los efectos económicos que generaron en los hogares y en el sector financiero de la región las formas de captación no bancarias, las cuales prometían rendimientos muy superiores al ofrecido por el sistema financiero.